Bienvenidos...
Reikiavik, moldeada por las energías de la Tierra, rebosante de la efervescencia de una capital cosmopolita, rodeada por la pura e impoluta huella de la naturaleza, es una ciudad de llamativos contrastes, donde se ven casitas de láminas de hierro ondulado, acurrucadas junto a futuristas edificios de cristal, donde se encuentran instalaciones de última tecnología a tiro de piedra de escabrosos terrenos volcánicos y donde las influencias internacionales se mezclan con las tradiciones nacionales islandesas, creando una cultura singular en una simbiosis de lo antiguo y lo nuevo..
Conectarse

Recuperar mi contraseña

Atajos Importantes

Estamos en...
Verano! La magnífica naturaleza que rodea Reikiavik convierte a esta ciudad en única para los más aventureros, que pueden escoger entre un amplio número de actividades. La pesca del salmón, una partida de golf a medianoche, navegación, escalada, caminatas por el glaciar, excursiones a caballo o el avistamiento de ballenas forman parte del atractivo de la capital y pueden realizarse en excursiones de un solo día, con tiempo para estar de vuelta en la ciudad para la cena.
Novedades y algo más
18.7
Un ángel estaría afligido por ser alérgico a las almohadas de plumas.

18.7
Se dice que un cazador se volcó a los Bailes Nudistas porque es mejor la paga.

18.7
Apertura Oficial del Foro! Que estas esperando para rolear?
Últimos temas
» -Trama General-
5/10/2017, 23:50 por Rey de Huesos

» -Razas y Grupos-
5/10/2017, 23:49 por Rey de Huesos

» -Nuestra Historia-
5/10/2017, 23:49 por Rey de Huesos

» Shhh [Allan Soth]
26/8/2016, 11:45 por Invitado

» ¿Como matarías al de arriba?
18/8/2016, 15:49 por Declan O. Wheelehan

» Cadena de deseos
18/8/2016, 15:46 por Declan O. Wheelehan

» Universidad Wilhem & Jacob Grimm [élite]
15/8/2016, 12:07 por Invitado

» Juego de tronos
14/8/2016, 15:00 por Declan O. Wheelehan

» Confesionario
10/8/2016, 23:47 por Invitado

Administración
Reconocimientos
Nombre apellido
Mejor Chica
Nombre apellido
Mejor Chico
Nombre apellido
PJ más activo
Compañeros

Élite 13/40
Griegas

AFILIACIONES NORMALES AQUÍ
Créditos
Skin hecho por Hardrock de The Captain Knows Best
Licencia de Creative Commons

Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial 4.0 Internacional
Basado en un juego Hidden del nombre Riddle Of Fate. Agradecemos a los artistas de DeviantArt por las imágenes y los recursos destinados a los gráficos del foro.

¿Que adivinas? -Declan-

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

¿Que adivinas? -Declan-

Mensaje por Minna Murray el 26/7/2016, 00:22

- Tu gitana que adivinhas me lo digas pues no lo se, si saldré desta ventura o si nela moriré...- Tarareó en un idioma perfecto que no era el propio completamente abstraída de la música que combinaba en el ambiente. A su lado un cazador con unos 30 años de experiencia encima, discutía una estrategia de ataque con un colega que no era humano. Algo sobre un punto específico donde demonios y otras animalias se congregaban. La pelirroja no argumentó nada, era como una figura de porcelana suave al lado de un ángel que solo abría la boca para recordarle al militar lo poco que se prestaría a métodos violentos.

Curioso que a la vista de los extraños la pareja fuera hermosa, con un toque oscuro que desprendía la mujer y una paz natural que provenía de él. Eran incompatibles por naturaleza y tenían establecida una alianza por necesidad. Una a la que Minna se veía reticente en pertenecer más los favores a antiguos colegas la obligaban a quedarse. A pesar de sus modestos orígenes, la vida condujo a la pelirroja a un destino siempre de guerra, de encuentros sobrenaturales y de fuerzas de incógnito de las cuales jamás se sabría nada en el mundo mortal.

Ahora sentada con ropa moderna, desconectada del entorno y sin mucho que acotar, miraba el lenguaje de los cuerpos humanos. Podría sentir el latido de cada uno de los débiles corazones, el olor particular de la sangre dulce. Sus colmillos despuntaron, el hambre dio un tirón anunciándose. Quizás era hora de cazar.

Su ex-compañero de escuadrón, un talamasca de 2 siglos de edad y la causa por la que viajó a Islandia, le lanzó una mirada preocupada. -No me mires así Williams, tengo más años de práctica de lo que aparento muchacho... Además los bocadillos de madrugada los prefiero sobrios.- finalizó envarada nada más para molestarlo. Destiló gracias en sus movimientos al ponerse en pié, se excusó y los dos hombres que compartían las costumbres de antaño se levantaron de su silla al verla partir mientras que el humano solo saludó con una venia amistosa. La vampiresa comprendía que cada uno vivía su realidad a temporal, atrapados apenas con una vaga posibilidad de salida. Y no lo iba a negar, a veces pensaba en la muerte. En noches como ésta se le hacía al completo tentadora.

Fue entonces que sus ojos verdes giraron hacia ningún lugar en particular y el eco de un sabor conocido rugió fuerte, muy cerca, peligrosamente en el mismo lugar. Mareada por los sentidos le costó más tiempo del esperado encontrarle entre vasos vacíos y humanos molestos. -De casualidades malditas y otras cuestiones...- Susurró con una sonrisa triste acortando distancia. -Parece que la fotosensibilidad se retracta si tienes una botella de loqueseaquefuere cerca, bonito.-

Señaló un foco que le daba justo en la cara y estuvo codo a codo con el humano que le había salvado la ¿Vida? un par de años atrás. A fines prácticos, así era. Estudió su rostro con detenimiento, la expresión concentraba un cansancio más notorio, sus ojos tenían un brillo maduro y adusto. Ella le había pedido que se quedara a su lado. Ella había huido luego presa de un miedo peculiar. No tenía derecho siquiera a deleitarse nuevamente con su tono de voz profundo, con la forma que en que acariciaba las palabras. Tal vez no era momento de hablarle, tal vez... -En una escala del uno al diez ¿Que tan sobrio estás D?-


[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] || [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] || [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]

avatar
Agentes de la Noche
Mensajes :
15
Fecha de inscripción :
11/07/2016

Minna Murray
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿Que adivinas? -Declan-

Mensaje por Declan O. Wheelehan el 27/7/2016, 12:56

D, no hagas tonterías o te acabarás cayendo, escuché en mi mente esa puñetera vocecita mientras caminaba cerca del borde de aquel lago... ¿Tjirnon? ¿Tjörnin? Bah, T-algo. Sí, en un mes redondo que llevaba allí había sido incapaz de aprenderme ni una sola palabra del islandés y mucho menos conseguir que mi queridísima conciencia se congelara para dejar de darme el día...y la semana. Y, ya que estoy, el mes entero. Gruñí por lo bajo, deteniendo mis pasos, sin apartarme lo más mínimo. ¿Qué te pasa, Doris? ¿Te preocupa que me moje el culo? Un refunfuño interno consiguió que una sonrisa ladina se pintara en mi cara. Mira que eres idiota. Después de tantos años y aún sigues creyendo que me importas. Soy hombre de fe. Cruel ironía. Una risa suave se me escapó, convulsionando sutilmente mis hombros, a la que me daba la vuelta para alejarme del agua. No era mal sitio pero, era condenadamente frío.

Mi rutina islandesa era de lo más... previsible: dormir de día, levantarme al atardecer, desayunar Brennivin y, si eso, investigar y vivir por la noche. Había ido allí por instinto. ¡Pero qué embustero! ¿Instinto, dices? Se llaman rumores, campeón. Puntillosa, madre mía. ¿Que más da? El resultado es el mismo Expulsé con fuerza el aire por la nariz, contrariado. Me dirigí al sitio donde había aparcado el coche, con la mala suerte de que mi querido iPhone decidió lanzarse a volar desde mi bolsillo al ir a sentarme. Crack. Pantalla rota-. Me cago en mi vid-... -Nunca te quitaré la grosería, ¿verdad? El día que yo me libre de tu impertinencia, contesté con retintín y hastío cuando vi el cacharro roto. Fruncí los labios y tuve otro de mis arranques: volví sobre mis pasos, al lago, apresurado, agarrando carrerilla para tirar el dichoso teléfono al agua. Lejos, muy lejos. Estuve tentado de gritar, como los competidores olímpicos, pero me abstuve. Quizás así, hubiese conseguido soltar mi frustración de algún modo. ... D. ¡¿Qué?! Acabas de tirar tu móvil al lago. ¡Oh! ¿En serio? Ni me había fijado, ¡Miss obviedad! Al carajo todo. Me quedaría un par de semanas más y si no conseguía encontrar nada, movería mi precioso trasero de vuelta a América. Y mi impala, of course.

¡Y para celebrarlo...
...
... beberé!

Me fui a la taberna que más cerca me pillaba del apartahotel en el que me quedaba. No es que fuera el Ritz, pero salía realmente barato. Y ese bar también. De hecho, el responsable ya me conocía, y chapurreaba un inglés con acento islandés demasiado marcado. Había veces que me era muy difícil no reírme en su cara por su pronunciación.
Perdí rápidamente la cuenta de las copas que pedí... si es que llegué a pedir alguna, porque el tabernero no dejaba que viera el culo del vaso. Burp. Guarro. Y a mucha honra, ¿qué pasa? No puedes seguir así, D. Puuuuuues hoy será así. Sep. No tenía ni la más mínima intención de mover mi culo del asiento aquel hasta que... dos cosas: o me echaban a patadas o bien... me echaban a patadas.
Pero el destino estaba tan porculero como mi queridísisisiiiiiiima vocecita interior. Otra voz de fémina se sumó a la fiesta, hablando de noséqué fotosensiblidad. ¿Mande? Mi cerebro ya andaba más cerca de la inconsciencia que en aquella taberna. Mis ojos se inclinaron, para mirarla de soslayo, al principio. Y cuando vi a Minna casi me da la carcajada. No podía ser real. Mira que la había visto veces, cuando me emborrachaba sobrepasando el límite y amanecía con un tremendo dolor de cabeza y en cualquier sitio. ¿Sobrio? Pfff, bitch, please-. Pues... no lo suficiente si te estoy confundiendo con... -¿mi fantasma personal? Me interrumpí cuando esa mujer no cambiaba de aspecto. Cuando esos ojos azules permanecían clavados en los míos, como recordaba. ¿Me había llamado "bonito"? ¿D? Dita sea la bebida. Creo que es ella, rubiales. Una ceja se me alzó a la estratosfera, y quise recular, alejarme de ella por instinto. Pero mi cuerpo estaba repleto de un alcohol que adormecía cualquier impulso nervioso-. No puedes ser tú... -ella quería estar muerta para mí. O, ¿era yo el que la quería tener así?

Podría notar que conforme el segundero avanzara, se me iba a pasar el puntillo que ya tenía debido al alcohol.


[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
avatar
Neutrales
Mensajes :
20
Fecha de inscripción :
06/07/2016

Declan O. Wheelehan
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿Que adivinas? -Declan-

Mensaje por Minna Murray el 28/7/2016, 02:04

- Y me estás confundiendo con ...?- Inquirió la pelirroja analizando su aspecto y sus maneras. Borracho. Era la palabra que se le aplicaba, como anillo al dedo. - Puedo ser yo, si. A decir verdad somos muchos en la ciudad, de los tuyos, de los míos. Supongo que viniste por las mismas razones que...- Se frenó un momento preguntándose cuantas palabras estaba entendiendo él de todo lo que habría de soltarle en los minutos más próximos. La realidad era que quería hablar con el D entero y no con su versión anestesiada de etílicos con sabor a infiernos. Y no es que no apreciara el sabor de un buen añejo. Sin dobles sentidos.

Con un suspiro variando entre cansancio y determinación, le quitó el vaso de las narices y se bebió el fuerte contenido que apenas le hizo cosquillas. - Arriba D, vamos, vamos. ¿Que carajos estas haciendo contigo? - Entonces era una vampiresa aferrando a un cazador por la cintura. Casual. Tenía la fuerza necesaria para levantarlo de ese taburete y arrastrarle fuera sin que tocara el piso. Pero concediéndole la dignidad de que al menos caminara solo, aprovechó su estatura más baja y su apariencia delicada. Pasó un brazo de él sobre sus hombros y no había rastros de que estaba obligándole a salir de ahí.

-Oh Gran Idiota, vas a rezarle al dios Lagavulin para que te salve de mi esta noche.- Le prometió suavemente al oído. Desde la esquina, su grupo de conocidos la miró con expresión de sorna. Casi podía leer el -Así que sobrios eh?- en sus caras de sabelotodos. La diferencia estaba en que no iba a intentar cenarselo. Al menos no por hambre quizás si a modo de volverlo a la realidad.

-Necesitas una ducha de agua fría, toneladas de café y un cachetazo moral.- Por cierto el acento británico ya era como un golpe frío y desalmado. -Realmente quiero creer que te encontré así por una jodida treta del destino. Esto no es un pueblucho de America y aunque... pasaste por cosas peores, aquí se pondrá feo también. Feo como tienes que mantener la cabeza despejada.- Lo picó en las costillas, con la mano libre, tal vez un poquito más fuerte de lo necesario.

-Entonces grandote, vas a cooperar o vas a hacertelo más difícil...- Bajó la diestra que le aferraba la cintura y palmeó sus bolsillos traseros. -Voy a manejar tu querido auto a donde sea que estés quedándote.- Había un brillo malicioso en sus ojos y la comisura de sus labios se inclinó divertida ¿Era momento de aprovecharse así? No, no lo era. ¿Lo estaba disfrutando? Absolutamente. - Anda D, las llaves. No quiero que me denuncien por acoso...- Cuando no encontró lo que buscaba evitó incursionar en los bolsillos de adelante. - Aguarda... ¿Viniste siquiera en auto? o tuviste algún tipo de sentido de la precaución antes de quedar así?-


[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] || [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] || [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]

avatar
Agentes de la Noche
Mensajes :
15
Fecha de inscripción :
11/07/2016

Minna Murray
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿Que adivinas? -Declan-

Mensaje por Declan O. Wheelehan el 6/8/2016, 07:21

Ay, la virgen., ¡Qué retahíla de palabras desde tan temprano! Ya es de noche, rubiales. Déjame. ¿Qué pasa? ¿No puedo ser melodramático? Desde luego, Doris era única para romper momentos. Por supuesto. Soy la parte coherente que nunca tendrás, así que, me toca a mí serlo por ti. Qué divertido. Montemos una fiesta. Nótese la ironía. La verdad es que tanto la conversación con mi supuesta conciencia, más la melodiosa voz de Minna, me estarían levantando dolor de cabeza de no ser por que la borrachera distorsionaba ésta última en sólo un murmullo. ¿En serio estaba hablando mi idioma? Con acentazo British, por supuesto, que marcaba más las palabras y querían sonar más contundentes y arcanas. Tal y como lo recordaba. Era ella. Después de tanto tiempo, me había encontrado de nuevo. Algo terriblemente irónico, pues fue ella la que desapareció. Pero mi cuerpo estaba algo reacio a la reacción, adormecido como lo tenía.

Parpadeé más fuerte un par de veces. Como si quisiera espabilarme, cuando noté que la mujer tomaba cartas en el asunto, me robaba el vaso y, ya que estaba, mi cuerpo. Sí, melodramático eres un rato, niño. Mira que decir que te roba el cuerpo... ¿Algún otro término? ¡Se me lleva! Idiota, ¡te está sacando fuera a que te dé el aire! Bleh, matices. ¿Qué podía hacer más que dejarme llevar con la moña que llevaba encima? Una que por cierto, iba desapareciendo conforme mi cerebro volvía a despertar. Cualquiera diría que lo tienes despierto todo el rato... Pullita que ignoré delberadamente, claro. Al igual que la pregunta de la pelirroja. ¿Qué estaba haciendo conmigo? Fui a contestarle con la hiriente pregunta de cuánto podía importarle a ella, después de haberse ido sin decir nada y estar ausente durante dos años largos, pero entonces, su susurro al oído erizó mi piel. Mi cuerpo entero sintió un escalofrío por los sentimientos encontrados que esa voz seguía provocando en mí-. ¿Y no volverás a huir antes de que le rece? -pregunté, socarrón, aún con la voz pastosa mientras la sobriedad volvía a mí. Por desgracia, debo añadir. No tenía ninguna gana de un drama en aquellos momentos. Quizás, Minna tenía piedad por mí y realmente acababa conmigo. Total, había ido a la boca del lobo directamente, sin tentación de terceros. Como si hubiese leído mi mente, me clavó su delgado dedo entre las costillas-. Aauuu. -murmuré con un tono más que infantil. Me roba la bebida, me saca a pasear, ¡y encima me hace daño! Menudo saludo más caluroso, ¿eh, D? En ese mismo momento, eché en falta su frialdad británica.

El aire frío me golpeó al salir, terminando de devolverme el sentido de la percepción. Uno que hizo que me apartara de ella un par de pasos, en cuanto la sentí toquetearme. Como si no te gustase. Con ella ya no. Es... distinto. ¿Que lo deseaba? Lamentablemente para mí, demasiado. Pero mi orgullo y dignidad de macho herido eran demasiado fuertes. Levanté las palmas hacia ella, en señal de advertencia-. No necesito que vengas después de tanto tiempo a cuidarme como si no hubiera pasado nada. -concretamente, sólo han pasado ochocientos veinticuatro días. ... Gracias por esa información que no necesitaba. Melón, si eres tú el primero que los cuenta. ¿Te callas? Gracias-. Sé cuidarme solo. A mi manera. -curiosamente, muchas veces, podía decir que tenía una flor en el culo, dada mi profesión y mi suerte para salir vivo de cualquier situación-. Así que, ya que me has sacado fuera, me iré. -cerré las manos, dejando sólo los dedos índices estirados-. Tú te vas a quedar aquí, de juerga con tus colegas chupasangre y vas a olvidar que me has visto, ¿hm? -sugerí, fingiendo una sonrisa. Ni una sola respuesta a sus comentarios filosos y preguntas. ¿Para qué? ¿Realmente le interesaban? ¿Acaso quería yo dárselas? Tenía que admitir que una parte de mí ansiaba quedarse con ella, pero la otra estaba demasiado dolida para dejar que me quedara-. Hasta nunca, pelirroja. -enuncié, dando por terminada esa conversación, justo antes de girarme para darle la espalda. Tarugo, ¿cuál es la primera regla de cualquier cazador? ¿Aceptar el marrón que le ha tocado? ¡No, imbécil! No dar la espalda a un vampiro. Touché. Por esta vez, no admitiría que tenía razón. Pero, para mí, era demasiado difícil no hacerlo.

Porque Minna seguía teniendo demasiada influencia sobre mí.


[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
avatar
Neutrales
Mensajes :
20
Fecha de inscripción :
06/07/2016

Declan O. Wheelehan
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿Que adivinas? -Declan-

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.